Big Joe Turner. Los años del Rhythm & Blues

Joseph Vernon Turner nació el 18 e mayo de 1911 en Kansas City, Missouri. Dejó el colegio desde la primaria y trabajó en la calle junto a músicos ciegos que le impregnaron del Blues que se respiraba en el ambiente de la ciudad, y que le llevaron a crear sus propias letras. Aunque Turner fue un analfabeto funcional que jamás aprendió a leer ni escribir correctamente. De adolescente, aseguraba haber estudiado a cantantes como Leroy Carr, Lonnie Johnson, Bessie Smith y a Ethel Waters, y a los 17 años ya había logrado cantar con el pianista Pete Johnson en el Backbiter’s Club. Como en la época no existían los micrófonos, la leyenda de su portentosa voz cuenta que se le podía a oir a 10 manzanas de distancia. Había nacido un nuevo tipo de cantante, el Blues “shouter” (que grita).

A principio de los años 30, Turner y Johnson se instalaron en el Black and Tan, el club en donde Turner aprovecharía para aprender a llevar un bar. Cuando en 1933 se abolió la Ley Seca, la pareja se fue al Cherry Blossom, un local más grande con sala de baile y orquesta incluída, la de George E. Lee. Durante este periodo, ambos aprovecharon para conocer Omaha y St Louis. En 1935, volvieron a trasladarse, esta vez al Sunset Café al lugar donde John Hammond les escucharía y acabaría por invitarles a participar en el concierto Spirituals to Swing de Nueva York. El escaparate del evento les permitió sumar fuerzas con Albert Ammons y Meade “Lux” Lewis e iniciar una etapa de 4 años en la sala de espectáculos Café Society, especializada en música afroamericana.

Johnson y Turner debutaron para el sello Vocalion, pero Joe acabó yéndose a Decca en 1940. Las bandas de jazz se disputaban a un Turner que colaboró con Varsity Seven, Benny Carter, Joe Sullivan y Art Tatum, pero éste también se supo rodear de pianistas como Sammy Price o Willie “The Lion” Smith para sus propios discos. En el verano de 1941, Turner se fue a Los Ángeles para participar en el musical Jump For Joy de Duke Ellington. Turner se sumó al reparto cuando el espectáculo ya estaba en marcha, pero Ellington le había preparado un Blues para que lo cantara cuando llegara: Rocks In My Bed. El musical duró hasta finales de septiembre y ese fue el número que Turner interpretó y que le permitió regresar al Café Society de Nueva York.

Big Joe Turner – Rocks In My Bed

El sello National Records lo contrató en 1945 y lo grabó en Nueva York, Chicago y Los Ángeles junto a pequeños grupos que solían incluir sección de metales. Entre 1947 y 1948 grabó sesiones en California para marcas como Aladdin, Swingtime y MGM. Se instaló en Nueva Orléans a finales de los 40 hasta que firmó para Atlantic Records y empezara su periodo de máxima popularidad. Los socios de Atlantic (Ertegun y Abrahamson) presintieron que Turner podría progresar en el R&B, un género que cautivaba a la audiencia afroamericana. Efectivamente, Turner no los decepcionó lanzando éxitos como: Chains of Love, Honey Hush y Shake, Rattle & Roll; y preparando el salto definitivo del Blues al inmediato Rock & Roll.

Big Joe Turner – Shake, Rattle & Roll

Grabó en Chicago, junto a Elmore James, y en Nuevo Orléans, pero más a menudo en Nueva York confiado a los arreglos de Jesse Stone. Atlantic también aprovechó para reunir a Turner y a Pete Johnson en un álbum de jazz: The Boss of the Blues (1956). El acuerdo con Atlantic se alargó hasta 1961, después del cual Turner grabó por su cuenta con otros sellos.

Durante los años 50, se instaló en el sur de California y no acostumbró a salir del estado para actuar, al menos en Estados Unidos, pero sí que se convirtió en un habitual del circuito europeo ya en los sesenta.

Big Joe Turner – Flip, Flop and Fly

Finalmente, Norman Granz y el sello Pablo recondujeros la carrera de Turner al editar con regularidad (y hasta su muerte), varios LP junto a estrellas del jazz como Count Bessie. En la película Last of the Blues Devils (1979), una reunión de cantantes de Blues de Kansas City de los años 30 y 40, interpretan sus temas. Se ganó una nominación a los Grammy por su álbum Blues Train (1982) editado por Muse y grabado por el grupo de Nueva Inglaterra, Roomful of Blues. En 1983, dos años antes de su muerte, Turner fue incluido en el Salón de la Fama del Blues. Turner murió de insuficiencia cardíaca en noviembre de 1985, a la edad de 74 años, en Inglewood, California, después de haber sufrido los efectos de la artritis, un accidente cerebrovascular y diabetes. Fue enterrado en Roosevelt Memorial Park en Gardena, California. Fue incluido póstumamente en el Salón de la Fama del Rock and Roll en 1987.

Big Joe Turner Full 1965 UK Show

Fuente: Blues. La Historia Completa. Julia Rolf 2008

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *