Jimena Segovia: Blues con B de Burlesque

CB. Bienvenida a la CDMX, ¿Quién es para ti Jimena Segovia?

Jimena. Jimena Segovia es mi alter ego, mi heroína, la que hace cosas que yo no me atrevería. Tuve desde pequeña un pánico escénico que me impedía subirme al escenario, que me impedía cantar enfrente de la gente, eran tantos los nervios, era tanta la emoción, y era tanto, que no podía, no podía. Y al paso de los años, el deseo de cantar y a veces de ser escuchada, pero no ser vista, me llevó a desarrollar este personaje. Es una dualidad, soy yo. Es parte de mi, pero al mismo tiempo es algo que he ido inventando, cambiando y mejorando.

CB. Recuérdanos, por favor, tus principales influencias.

Jimena. Definitivamente, Tina Turner. La primera vez que la vi, fue en un video en MTV, era muy pequeña. Porque ya la había escuchado, pero no era lo mismo ya poder ver a tu artista, ver la fuerza, la potencia, la entrega y el ver a una mujer como ella, parada enfrente de una banda enorme con músicos, con bailarinas. Todo eso fue para mi un parteaguas. Las Supremas, crecí con ellas. Y por supuesto, Janis Joplin, quién me hace vibrar, me hace sentir y me hace saber lo que yo quiero transmitir.

CB. Platícanos brevemente sobre tu trayectoria musical.

Jimena. Mi trayectoria musical profesional empezó en 1996 en Valores Juveniles Bacardi. Fue una experiencia fantástica, maravillosa, que me abrió los ojos y las puertas a muchas cosas. También me hizo echar pasitos para atrás, porque en ese momento la industria estaba en cambio, entre lo análogo y lo digital. Los cds se estaban colocando, al igual que los nuevos aparatos. Las disqueras tuvieron toda una reforma y empezaron a trabajar de una manera distinta. Me tocó ver cómo compañeros de Valores que ganaron, que salieron de ahí con un contrato de una disquera, eran congelados; porque las disqueras no tenían idea de que hacer con ellos. Entonces se quedaron ahí y a mi eso me hizo retroceder, no quería pasar por eso. Volví a la música respaldada por quien era mi pareja, Edgar Lara. Fue quien me dijo… “Jimena tu tienes que estar cantando blues”, y sí claro que tengo que estar cantando blues. Me armó mi primera banda que fue Kozmic Rain, con la que llegué al Martí (Centro Cultural José Martí). Me abrieron las puertas de mi casa, muchas gracias, me sentía súper agusto, bienvenida y aquí estoy. A partir de ahí, todo ha sido caminar y caminar. Irme a la Riviera Maya, también ha sido un paso muy importante, he aprendido muchísimo de mucho público, muchos escenarios, muchos estilos de música. Todos los días hay trabajo diario y constante con la música.

Ahora, está una nueva oportunidad conn la Voz Azteca, tan importante, que me va a permitir llegar a tanta gente, ya inclusive ahorita el mismo día del programa en donde salí, mi vida dio un vuelco. La atención que atrae me parece muy importante. Lo agradezco mucho, la voy a disfrutar como loca hasta donde dure; y le sacaré todo el jugo posible, trataré de pasármela muy bien. Voy a cantar, es una competencia. Voy a jugar lo mejor posible, pero definitivamente lo que voy a hacer ahí es cantar. En ese escenario, frente ante tanta gente, con ese equipo, con esos músicos, con esos productores. Está increíble la producción es padrísima. La gente es lindísima. Después de tanto camino recorrido, de tantas experiencias vividas. Precisamente vengo a estar en una producción profesional y llena de humanidad, en ningún momento me he sentido maltratada, mal atendida, al contrario, todos los chavos de producción, toda la gente que está involucrada, ha sido súper amable, eficiente, organizada. Bueno, yo con el ojo cuadrado y muy contenta. Lista para disfrutar.

 CB. Con respecto a tu cambio de residencia ¿Hace cuánto tiempo, por qué y hacia donde dirigiste tu rumbo?

Jimena. A la Riviera Maya, ya tengo cuatro años por allá. Me encanta. Me encanta vivir cerca del mar, otro de los objetivos de mi vida. Es una de mis razones, y la otra es la tranquilidad del lugar para criar a mi niño. Ha crecido frente al mar contento. Estamos muy agradecidos los dos por tener un lugar donde vivir lleno de gente maravillosa.

 CB. ¿Cómo ha sido por allá tu carrera musical?

Jimena. He tenido la oportunidad de trabajar con músicos maravillosos. También de arrnar proyectos. Desarmarlos y de volver a tratar y probar. Aquí afortunadamente, siempre hay una oportunidad. Siempre hay un foro, siempre hay músicos dispuestos y eso se disfruta mucho. Hay mucho trabajo, hay mucha tranquilidad, el ambiente es diferente se goza también mucho. Extraño la ciudad como loca, no crean, no sé si podría volver a vivir ahí. Tendría que ir y venir, porque son dos lugares que me encantan y se complementan.

CB. ¿Cuál es tu balance en cuánto a presentaciones, grabaciones, presencia, etc. por allá?

Jimena. Mi música original está en Spotify, como Segovia y los Sabrosos. Es una producción independiente hecha por nosotros, con Winston Marcos en la batería; Víctor Gil en el bajo; e Inuno Juárez en la guitarra. Lo grabamos con Paco Paredes, mi hermano del alma, y precisamente vamos a presentarlo próximamente aquí en la ciudad de México.

CB. ¿Cuál es la agenda en tu visita a esta ciudad capital?

Jimena. Estuvimos el 30 de marzo en la “Casa Franciscana”, el 6 de abril estaremos en “El 61”, y también vamos a presentarnos en el “Bar Caribe” junto a Follaje el 12 de abril. Ahí los espero a todos.

CB. En qué consiste tu espectáculo Blues con B de Burlesque?

Jimena. Mi espectáculo “Blues con B de Burlesque”, es un antojo mio que tengo desde hace años y que lo hemos ido desarrollando con esta compañía de bailarinas burlesqueras que son, las Curvy Magnolias, con la bailarina principal que es Spicy Magnolia (Esmeralda San Fra), preciosa bailarina. Es precisamente eso, el hacer una fusión de blues con el baile del burlesque. Porque bueno si algo es el blues, es sensual y es íntimo, está lleno de pasión, lleno de ritmos que hacen sentirte… pues sabroso. Entonces que mejor con unas bailarinas que te van a hacer un striptease, lleno de picardía. Es un espectáculo que amo, que me encanta, que disfruto mucho, soy muy feliz trabajando con otras mujeres. Para mí tener además a mis Sabrosos como apoyo, pues es de verdad una satisfacción enorme, la que siento al estar en el escenario con el ‘blues and burlesque’, y que la gente lo disfrute, pues ya es mi cereza en el pastel.

CB. ¿Quiénes te acompañarán en tus presentaciones por estos rumbos citadinos?

Jimena. Me van a acompañar Nuno Juárez, mi guitarrista de cabecera, mi guerrero de siempre. Víctor Gil, por supuesto, Winston Marcos, quien tiene un montón de chamba, pero también andará por ahí, cuando se pueda, pero siempre será, y es parte de los Sabrosos y titular de la banda. Voy a estar también rolando con Esmeralda, la nueva bailarina sabrosa, la nueva sabrosa Curvy Magnolia.

CB. ¿Cómo ves desde tu perspectiva la escena del blues en México?

Jimena. El blues en México es una maravilla y va avanzando. Siempre hay cosas nuevas y bandas nuevas. Y nuevos y mas jóvenes interpretes. Para mí eso me enriquece el corazón, me lo llena de alegría. Saber que hay tantos jóvenes que no sólo les gusta, sino que están empezando y aprendiendo a tocar el blues. Entonces creo que como siempre, les falta difusión, como siempre les falta apoyo, pero como siempre vamos a andar en el camino hasta que lo logremos. El blues es parte de nosotros también, y es una cultura que debemos expandir, que debemos procurar.

CB. ¿Cómo contactar y saber de Jimena Segovia?

Jimena. Jimena Segovia Music es mi pagina en Facebook. Jimena Segovia en Instagram. También estoy en Twitter y en YouTube también tengo mi canal, entonces me pueden encontrar fácil y rápidamente.

CB. Si viajaras en una máquina del tiempo, ¿A qué lugar en la historia de la música te gustaría ir?

Jimena. Si yo pudiera viajar en el tiempo, híjole seria muy peligroso, porque yo me veo así mulatona y mexicana, y me encantaría ir a Nuevo Orleans. A los Juke Joints, al Mississippi. Andar por ahí me encantaría, pero sería… muy difícil. También me gustaría mucho viajar a los 60s. Me encantaría ver todo ese movimiento del Peace and Love y del Flower Power, y de Woodstock. Me hubiera encantado estar ahí.

CB. Qué más deseas comentarnos, para finalizar esta entrevista?

Jimena. Quiero agradecerle a Cultura Blues, a Huella Azul, porque siempre, han estado respaldándome. Respaldándonos a todas las blueseras y blueseros. Es un gusto y un placer de verdad, ser parte de sus publicaciones. Gracias por siempre considerarme y mantenerme vigente y presente. Lo agradezco mucho, lo aprecio mucho. Los espero con mucho cariño, los he extrañado mucho, ojalá pueda verlos a todos en los shows. Y ahí vamos con todas las ganas, con todo el impulso. Compártanme, échenme la mano, apóyenme en La Voz. Ahí está… la voz bluesera presente, muchísimas gracias.

Jimena Segovia & Los Sabrosos – Piece Of My Heart

Jimena Segovia & Los Sabrosos – Despertar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *