Peter Green es «Sobrenatural»

El segundo álbum de estudio lanzado por John Mayall en 1967, y tercero en su cuenta personal -recordemos que el primero fue un concierto en directo con el germen de lo que después serían los Bluesbreakers-, el cual lleva por título «A hard road», cuenta con una serie de espléndidos logros en producción y en búsquedas artísticas que sirvieron para colocarlo en la cima de popularidad del blues británico, y a sus músicos -Peter Green, John McVie y Aynsley Dunbar- como el semillero de una estirpe de notables ejecutantes que han gozado de verdadera veneración hasta la actualidad.

La revelación sin duda fue el talentoso Green, un guitarrista excelso que cubrió a la perfección el hueco dejado por Eric Clapton, e incluso fue más allá, porque además de cantar con un timbre tranquilo y apacible, ya componía temas propios y experimentaba en caminos que rayaban en la experimentación. Quizá ese sea el rasgo que distingue a un disco de otro, mientras el anterior con Eric Clapton era un rabioso compendio de temas clásicos de blues urbano, regrabados con un matiz moderno y accesible a las audiencias blancas europeas, el segundo reducía las copias a un mínimo porcentaje, y daba preferencia a la creación propia, a la experimentación más que a la sujeción de las 12 barras.

En este sentido, la pieza redentora del álbum es «The Supernatural» (Lo Sobrenatural) un tema instrumental donde el requinto casi evanescente de Green creó un mundo propio, onírico, sensual por donde quiera verse, una oscura gema que sacudió y sigue sacudiendo a los ardientes devotos del instrumento de las seis cuerdas, que al igual que Carlos Santana, descubrieron horizontes insólitos, ciertamente irresistibles. El propio Santana ha declarado en diferentes ocasiones la enorme impresión y la influencia definitiva que «The Supernatural» produjo en su estilo, y que tiempo después alcanzaría la madurez con «Black Magic Woman», también original de Peter Green.

Sobre el tema citado, el productor Mike Vernon dijo lo siguiente: «Lo sobrenatural se hizo básicamente en el estudio. Nada de eso fue planeado o pre-escrito. Peter y yo hablamos sobre la idea de hacer un instrumental con una sensación de Otis Rush, en tono sostenido y con una ligera melodía. El resultado fue un track insólito, me parece, sin antecedentes. En cierto modo, sentó las bases de lo que la ‘Fleetwood Mac de Peter Green’ terminaría siendo. Mayall se dio cuenta al momento de que sería un instrumental poderoso: notas extendidas, un tono raro y fluidez extrema. El eco, más que el feedback, lo produce la propia guitarra, el alma puesta en los cinco dedos«.

Por su parte, Peter Green confirma en lo esencial, dicha tesis: «A Mike Vernon se le ocurrió la idea de ‘The Supernatural’. Dijo que había visto a Rush tocar notas altas, sostenidas, y luego las dejaba rodar hasta el cuello. Yo toqué eso mismo, pero con mi estilo, y decidí darle secuencia«. El que esto escribe leyó un artículo en los años noventa, donde Peter relató una historia sobre Carlos Santana. En ella el jalisciense aceptaba que intentó emular a Green después de escuchar «The Supernatural.

En primer lugar, el requinto penetrante y sostenido, el diálogo que los riffs pueden lograr con una armonía adecuada, pero también el uso de las congas como elemento misterioso de percusión. Al final del artículo, en tono de broma, Peter se disculpaba con los lectores por haber desatado la creatividad de Carlos Santana, a alturas tan elevadas.

Precisamente, alguna vez Carlos Santana dijo lo siguiente sobre la participación de Peter Green en el LP «A Hard Road», en donde también canta el tema «The same away»:  «Sus notas eran como las de B.B. King, pero ya tenía su propio fraseo, su propio dominio de la técnica. Simplemente estaba dejando que las notas se ‘colgaran’. Su sonido me atrapó y no me dejó ir. ¡Y su tono! En ‘The Supernatural’ el sonido de la guitarra de Green estaba al borde de la retroalimentación. Esa pista dejó su marca en mí. Creo que fueron los primeros blues instrumentales, hechos por un ‘no afroamericano’, que mostraron a plenitud que la guitarra podía ser la voz principal, que a veces no es necesario un cantante. Me encantó ese tono «.

 

Los orígenes de Green

El grupo iniciático con el que se lanzó a la aventura discográfica en 1966 fue Peter B’s Looners. El disco, un ep con los temas «Si quieres ser feliz» / «Jodrell Blues». Estas pistas son sus primeras grabaciones de estudio. Green se unió a esa banda en noviembre de 1965. Looners fue un grupo de soul instrumental inspirado en los legendarios Booker T & The MGs.

Estaban integrados por el tecladista Peter Bardens y el baterista Mick Fleetwood, luego de la ruptura de su anterior banda The Cheynes; otros miembros de la alineación original fueron Dave Ambrose (ex Steampacket) en el bajo y Mick Parker en la guitarra. A pesar de los impresionantes nombres involucrados, los Looners fueron solo un vehículo de transición para cada integrante.

El grupo pronto evolucionó a Shotgun Express, dejando de lado el matiz instrumental y R’n’B para obtener un formato pop más general y agregando dos cantantes: Beryl Marsden y Rod Stewart. Green se retiró para unirse a los Bluesbreakers de Mayall en junio de 1966 y la banda se disolvió a finales de año, luego de dos singles fallidos.

Ambrose se convirtió en miembro de Brian Auger & The Trinity, mientras que Bardens, quien pasó por la alineación de Them, finalmente formó la prominente banda de rock progresivo Camel. Bardens y Green colaboraron nuevamente en 1970, en el álbum solista del tecladista «The Answer». Mick Fleetwood se quedó sin trabajo después de la disolución de Shotgun Express hasta abril de 1967, cuando John Mayall le ofreció una plaza en Bluesbreakers, por recomendación de Peter Green.

Finalmente, sobre su manera de tocar la guitarra, Peter Green tiene una visión muy concreta: «Me gusta tocar muy lentamente y sentir cada nota. Viene de cada parte de mi cuerpo, de mi corazón a mis dedos. Tengo que sentirlo realmente. Hago que la guitarra cante el blues… si no tienes un vocalista entonces la guitarra debe cantar. Sólo unas pocas personas en este país realmente pueden hacer esto«.

The Supernatural

The Same Way

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *