Snooky Pryor

Snooky Pryor, pionero de la amplificación de la armónica

Los megáfonos o altoparlantes son aparatos de gran tamaño que se utilizan para reforzar la voz cuando hay que hablar a gran distancia. En el frente de batalla se usaba para emitir consignas y arengas desmoralizadoras dirigidas al enemigo. Junto con la grabación, a lo largo del frente se escuchaban disparos de fusil, los que generalmente eran disparados al aire, pero reforzaban el efecto desmoralizador entre los soldados menos experimentados o los más debilitados física y moralmente.

Otra técnica utilizada con bastante éxito, sobre todo entre tropas asediadas y con la moral muy disminuida, era tomar el nombre de algún soldado, muchas veces prisionero, herido o muerto en combate, a quien le hubieran encontrado fotos y cartas. Se usaban los nombres para sugerir deponer las armas, mencionando lo bien que se encontraban y «leyendo cartas», obviamente falsas, donde se repetían constantemente los nombres de familiares, especialmente esposas, hijos o novias.

El impacto era muy fuerte, pues quienes lo conocieron pensaban que estaba vivo, aunque en algunos casos fallaba la treta si algún compañero pudo ver al muerto en acción. Pero en esto la inteligencia era cauta y verificaba que la placa de identificación no hubiera sido retirada del cuerpo, en cuyo caso podría ser declarado «desaparecido en acción», tal vez extraviado, herido o prisionero, pero no necesariamente muerto.

Otra de las funciones de los megáfonos dirigidos al enemigo era, no solamente conminar a la rendición o desmoralizar a las tropas, sino darles instrucciones a los civiles, pero también se usaban para la emisión de órdenes para las propias tropas. (“Exordio”, La segunda guerra mundial, 1939-1945).

Para beneplácito del mundo de la música, y en especial para el del blues, hubo un músico que utilizó este sistema de amplificación para implementar un estilo distinto de interpretar este género musical, amplificando el sonido de la armónica, instrumento que anteriormente sólo se había utilizado de manera acústica, otorgándole el poder que daría paso a la época dorada del Chicago Blues, su nombre: James Edward Pryor, mejor conocido en la escena del blues como, “Snooky” Pryor.

Pryor nace el 15 de septiembre, sin embargo, como la gran mayoría de los bluesman, el año de su nacimiento es un misterio pues no se sabe con exactitud si nació en el año de 1919 o de 1921, en Lambert, Mississippi, Estados Unidos, donde vivió hasta el año de 1940, cuando se trasladó a la Ciudad de Chicago, donde sirvió para el ejército de los Estados Unidos. Fue ahí donde tuvo su primer contacto con el megáfono, amplificando el sonido de la corneta con la que interpretaba las marchas militares de costumbre.

Para ese entonces Snooky Pryor ya dominaba la armónica, pues la tocaba desde los 14 años en reuniones y en clubes junto a otros armonicistas contemporáneos, incluyendo es ese grupo a su gran amigo Jimmy Rogers, quien aún no inclinaba su gusto por la guitarra, además de músicos de la talla de Floyd Jones, su primo Moody Jones, Sunnyland Slim, Eddie Taylor y Homesick James, entre otros.

Inquieto por descubrir cosas nuevas, en una ocasión Snooky probó tocar su armónica a través del megáfono militar, por lo que, a partir de ese momento, él se consideró el pionero en el método de la amplificación de la armónica en la historia del blues, título que paralelamente se le ha otorgado al genio de la armónica Little Walter, quien fue un ícono en la utilización de dicho estilo en la época dorada del Chicago Blues.

Influenciado por dos grandes bluesman como lo fueron los Sonny Boy Williamson I y II, respectivamente, y ya habiendo descubierto la amplificación del sonido, Pryor salió del ejercito armónica en mano en búsqueda de un amplificador propio, mismo que obtuvo en el año de 1945, comenzando a tocar en el Maxwell Street Market de Chicago. Su éxito fue tal que, en 1948, Al Benson, propietario del sello discográfico Planet, lo invitó a grabar sus primeras canciones “Telephone Blues”, “My Baby Walked Out” con Johnny Young y “Let Me Ride Your Mule” siendo uno de los primeros músicos en grabar Blues en Chicago de la posguerra.

Su canción «Snooky & Moody’s Boogie» tiene una importancia histórica considerable, pues Pryor afirmó que el virtuoso de la armónica Little Walter copió directamente el riff característico de la canción de Pryor en los primeros ocho compases de su instrumental de armónica de blues «Juke», un éxito de 1952.


Snooky Pryor – Snooky & Moody’s Boogie


Durante los años 50´s se dedicó a hacer giras sin tanto éxito tocando con sus amigos y en 1956 grabó sus canciones “Someone to Love Me” y “Judgment Day” para Vee-Jay, uno de los principales sellos discográficos de blues de Chicago, y posteriormente decidió retirarse de la música y mejor dedicarse a la carpintería para poder solventar los gastos de su familia.

Fue el músico Homesick James con quien alternó en sus principios, quien después de toda una década sin haber tocado en 1973, lo convenció para que lo acompañara a hacer una gira por Europa llamada: American Blues Legends, dejando como fruto un excelente álbum grabado en Londres para el sello discográfico Big Bear Records.

Durante el resto de la década de los años 70 y 80, Snooky Pryor siguió alejado de la música, fue hasta principios de los años 90, que retomó su carrera musical y grabó un disco junto a la leyenda del blues, Johnny Shines, llamado “Back to the Country”, mismo que ganó un premio. Grabó sus últimos álbumes en el año de 2001, falleciendo a los 85 años el 18 de octubre de 2006.