Big Joe Turner, el primer bluesista en México

En algún viernes de mediados de los años sesenta (posiblemente en 1966), en punto de las 7:30 de la noche, y a través de las pantallas del Canal 2 de Telesistema Mexicano, el programa Discoteque Orfeón a Go Go abrió sus puertas al gran cantante afroamericano, Big Joe Turner, con lo que puede considerarse la primera visita oficial y documentada de un bluesista a nuestro país. Dicha emisión apareció siguiendo los lineamientos clásicos de lo que después se llamaría Televisa: servir de escaparate a las corrientes musicales que están de moda y que tengan altas posibilidades de generar mercadotecnia y ventas.

Había ocurrido años antes con el Rock and Roll, y ahora entraba de lleno a una variante anodina llamada A Go Go. Pero en dicho espacio aparecían también grupos, exponentes y solistas que mezclaban sin distinción géneros y categorías sin importar criterios. Además invitaban a estrellas de otros países, como fue el caso de Big Joe Turner y de la banda que le acompaña en el video, nada menos que Bill Haley y sus Cometas.

No existe mayor información al respecto, ni detalles precisos de este sorprendente hecho histórico, así que todo queda sujeto a la memoria periodística y a las investigaciones previas.

En aquél tiempo, Turner ya gozaba de una gran fama por representar una de las voces más potentes en el blues, Boogie Woogie, Rock and Roll y Jazz. Había grabado cualquier cantidad de placas desde los lejanos tiempos con el pianista Pete Johnson -aparte de figuras del jazz como Hot Lips Page y Duke Ellington- hasta los más experimentales guitarristas modernos de aquél entonces, como Mike Bloomfield.


Big Joe Turner -Tren Solitario – Discoteca Orfeón A Go-Go


Joseph Vernon Turner Jr, nació en la ciudad de Kansas, el 18 de mayo de 1911, desde muy pequeño ya mostraba sus dotes artísticas, pues cantaba en los coros de la iglesia local. Cuando tan sólo contaba con 4 años perdió a su padre en un accidente automovilístico, su vida fue difícil y a los 14 años abandonó los estudios para dedicarse a trabajar en los centros nocturnos y en las calles de Kansas City.

En efecto, siendo adolescente, frecuentaba los bares y restaurantes de la ciudad para emplearse de cocinero o atendiendo las mesas de estos negocios. Pronto su portentosa voz asombraría a su círculo cercano, característica suficiente para que pudiese gozar de oportunidades para mostrar su talento natural. Los clubes de vida nocturna, cabarets y cafés, entre otros, eran los escenarios sin importar el nivel social que aprovechaba Turner, para improvisar repertorios.

Comenzó grabando para Vocalion cuando el Boogie Woogie arrasaba las listas de popularidad norteamericanas, sin embargo en los años 50 ocurriría algo importante para él. Cuando firmó para Atlantic Records grabó algunos temas muy populares de rhythm and blues como «Chains of Love» y «Sweet Sixteen», y muchos de sus trabajos poseyeron letras comprometedoras que las estaciones de radio difundían con recelo, no así las ventas de discos ya que se volvieron espectaculares. Demostró también que un «shoutter» o gritador, podía alcanzar el tope musical de la época.



La canción, Shake, Rattle and Roll, fue el complemento perfecto para su popularidad, este tema fue grabado en muchas versiones, unas más atrevidas que otras, porque Tuner incluyó líneas como ‘salga de la cama, lávese las manos, usando esos vestidos, el sol brilla’, y se convirtió en la favorita de la audiencia joven de los años 50.

Tiempo después, por 1965 entró a compañías disqueras como, Orfeón y Spivey Records, con lo que cimentó su carrera para la posteridad. Es muy probable que el video filmado en México, corresponda a estos años. En las décadas siguientes, setentas y ochentas, continuó cosechando éxitos como: The Things That I Used Do, I’m Gonna Sit Right Down y Write Myself a Letter, aunado a ello apareció en muchos festivales y trabajos en conjunto con Axel  Zwingenberger, Wynonie Harris, T-Bone Walker, Buck Clayton, Vic Dickenson, Humphrey Lyttelton, entre otras personalidades.

Muere en noviembre de 1985 a la edad de 74 años, cuando su corazón dejó de latir, consecuencia de varias patologías como diabetes y artritis. Sus restos reposan en Roosevelt Memorial Park de Gardena, California.

Con respecto del programa Discoteque Orfeón A Go Go, se transmitió de 1961 a 1969, aproximadamente. Fue la primera emisión en español dedicada a difundir música para la juventud. Los más connotados solistas y grupos allí aparecieron, tanto de rock como de Twist, A Go Go y balada romántica. Entre las figuras internacionales destacan Jackie Wilson y Bill Haley, ya que grababan en la división internacional de Orfeón, y por supuesto, Big Joe Turner. Lo más seguro es que existan otros videos de su participación en la televisora mexicana.

¿Puede considerarse entonces como la primera figura del blues que visitó nuestro país, con pruebas documentadas? Seguramente sí. Existen rumores de que Muddy Waters vino diez años antes, pero no pasa de ser una leyenda urbana. Bukka White lo hizo también pero hasta el año de 1968, durante las jornadas de la famosa Olimpiada Cultural de nuestro país. Una década después B.B. King participaría en la primera edición del Festival Cervantino, pero nada más. No existen otros indicios importantes.

Mientras no haya otros ejemplos claros y fundamentados, Big Joe Turner -a mediados de los sesenta- fue el primer bluesista en presentarse en nuestro país.


Big Joe Turner – Flip Flop Fly