Delmark Records presenta

Dave Weld & The Imperial Flames: Nightwalk

Capítulo 26: Dave Weld & The Imperial Flames – Nightwalk (Delmark DE 874 2022)

Dave Weld

Dave nació en Chicago en 1952, fue influenciado por primera vez cuando era niño al encontrar una vieja Victrola en el sótano y ahí tocaba discos de blues de 78 rpm. Cuando estaba en la secundaria, aparecieron para él por primera vez los Stones, Clapton y Mayall, pero prefería los discos de Howlin’ Wolf, Lightnin’ Hopkins y B.B. King. Después de la secundaria, Weld se mudó a Nuevo México y estudió guitarra con Kurt Black, un músico de jazz que trabajó con Benny Carter, Grant Green y otros en la escena del jazz de Nueva York. También condujo hasta Nevada y conoció y tocó con Gatemouth Brown.

Weld compró el primer álbum Alligator de Hound Dog Taylor, escuchó a Howlin’ Wolf por la radio en el desierto una noche, empacó y condujo de regreso a casa en su Ford 67’, y lo hizo con tan sólo 10 dólares en la bolsa. Dave descubrió que el lado oeste de Chicago en el barrio negro era más amigable que el lado norte, y comenzó a presentarse en clubes, consiguiendo un concierto con la banda de Hound Dog Taylor, Brewer Phillips, Ted Harvey, en el Sweet Peas de la calle 43rd St.

Luego, se mudó al 1815 Club en la calle W. Roosevelt, propiedad de Eddie Shaw, quien tenía a la banda de Howlin’ Wolf, The Wolf Pack. Dave se quedó allí y tocó en la banda con Chico Chism, Lafayette Gilbert, Hubert Sumlin, Detroit Junior y Eddie Shaw. Dave llegó a tocar allí con Otis Rush, Maxwell St. Jimmy, Guitar Junior, Jew Town Burks, Doug Macdonald, Boston Blackie, Tail Dragger, Little Wolf, Big Bad Ben, Little Aurthur, Johnny Littlejohn y otros.

¡La primera banda de Dave! El grupo de Hound Dog Taylor estaba formado por Brewer Philips y Ted Harvey. Habían estado trabajando con JB Hutto después de la muerte de Hound Dog, y después de que regresaron de romper con JB en Boston, tuvieron un pequeño concierto en el Sweet Peas. Weld se unió a la banda y tocó con ellos durante un año.

Brewer Philip y Ted Harvey son bien conocidos porque su música inició en Alligator Records. Brewer aprendió de Memphis Minnie, una de las mujeres más famosas de la historia del blues. Sus grabaciones y giras con Hound Dog durante 16 años señalaron un aumento en la popularidad del blues en El Garfield, en Homan y Madison, estaba a la vuelta de la esquina de la casa de Ed y presentaba a Little Wolf, Hound Dog y la banda de Little Ed que se quedó allí alrededor de un año.

Necktie Nates en W Roosevelt era un semillero de blues y Little Ed and the Blues Imperials se quedaron allí un año, durante el cual Buster Benton vino a tocar un poco. Bruce Iglauer de Alligator les grabó en una histórica sesión el disco, Roughousin’ y empezaron así sus giras mundiales.

En 1976 Dave Weld era escritor de la revista Living Blues, fue entonces cuando su vida cambió para siempre. Conoció y escribió una historia sobre J.B. Hutto. El número se publicó de noviembre a diciembre y el resto es historia. Se hicieron amigos para toda la vida.

The Imperial Flames

En 1988, Dave decidió formar su propia banda, Dave Weld and the Imperial Flames, lanzando por primera vez en ese mismo año el disco, Rough Rockin’ in Chicago en el sello Blue Sting Records. Esta banda contaba con los veteranos de blues más auténticos de Chicago. Como Bernard Reed, Leo Davis, Daryl Mahon, Donny Nichilo, Mike Scharf, Vernon Rogers y Ted Harvey. Recorrieron innumerables veces varias partes del mundo, festivales locales y nacionales, y los mejores lugares del Medio Oeste y nacionales.

En 1996, Lil Ed se unió a Weld y, juntos, con los Imperial Flames lanzaron su segundo álbum, Keep On Walkin’ en el sello Earwig, esto los llevó nuevamente al extranjero, así como a conciertos locales, regionales y nacionales. Cuando Ed volvió a su banda, fue reemplazado por el gran, Abb Locke, el legendario saxofonista. Continuaron trabajando todas las semanas desde que se formó la banda y Dave hizo su primera gira por el Reino Unido en 2005.

En 2009-2010, Dave Weld grabó su primer disco en Delmark Records, Burnin Love, producido por Bob Koester. Weld contaba con miembros de la banda de mucho tiempo: Abb Locke, saxofonista legendario; Jeff Taylor, batería y voz; Monica Myhre (García) voz y percusión; Dave Kaye bajo; y Harry Yaseen, piano.

El segundo álbum de Weld para Delmark, Slip Into A Dream, recibió excelentes críticas. La banda está formada por Weld, voz/guitarra y guitarra slide; Monica Myhre, voz/percusión; Harry Yassan, piano; Jeff Taylor batería/voz y Dave Kaye, bajo. Los músicos invitados incluyeron a Graham Guest, teclados; Bobby Rush, armónica, “Sax” Gordon Beadle, sax tenor y barítono; Hank Ford, sax tenor; y Kenny Anderson, trompeta.

Nightwalk

Este es el tercer disco para Delmark, en él, Dave, Monica y su banda, tejen un tapiz original dentro de la pura tradición del blues de Chicago, con un sonido y una energía vanguardistas. Traen consigo la belleza de la tradición que aprendieron junto al incondicional del blues de Chicago, J.B. Hutto. Dave Weld es uno de los pocos innovadores verdaderos en el ámbito del blues actual.

El álbum fue grabado en el Joyride Studio, mezclado en, The Switchyard Studio en Nashville, producido por Tom Hambridge y posproducido en Delmark Records Riverside Studio por Elbio Barilari y Julia A. Miller, quien también fue la ingeniera de masterización.

Lista de canciones: 1. Mary Who; 2. Don’t Ever Change Your Ways; 3. Don’t Tell Mama; 4. Red Hot Tabasco; 5. Travelin’ Woman; 6. Now She’s Gone; 7. Cry, Cry, Cry; 8. Donde Vas; 9. She Was a Woman; 10. Hit By the 103; 11. Loving You/Jelly Roll Blues; 12. Mary Who (Extended Verson).

Mary Who, una extraordinaria pieza de Chicago blues arranca y culmina el disco, es un shuffle de un solo acorde como solía hacerlo Howlin’ Wolf. Trata de una chica que es recibida en la estación de autobuses por un tipo tratante, que acaba echándola a la calle. Ella termina siendo apuñalada hasta la muerte. La pieza final es una versión extendida. Don’t Ever Change Your Ways, es un buen tema rítmico con uso muy destacado de slide en la guitarra por parte de Weld. Don’t Tell Mama, otro tradicional shuffle, pero ahora en voz de Monica Myhre.

Red Hot Tabasco, con tintes de rumba y blues, esta ardiente pieza da un leve giro en el estilo de las canciones del álbum; sin embargo, el piano y la guitarra slide le devuelven su identidad. Travelin’ Woman, con un ritmazo muy eatl en la base musical, Monica canta de lo lindo este tema con la sección de metales que lo adornan sutilmente. Now She’s Gone, rescata de alguna manera el clásico riff tradicional del Hoochie Coochie Man de Willie Dixon, para este tema, dándole un leve giro que lo hace lucir actual, principalmente en la parte de los solos, por cierto es original de J.B. Hutto.

Cry, Cry, Cry, la exquisitez de las piezas originales siguen con esta buena canción sencilla, pero con lo suyo para destacar, Monica nuevamente sale al quite. Donde Vas, es un rico bluesecito en tono menor con algunas palabras en español que canta acertadamente Monica, y que hacia el final se convierte en un rockcito muy latino. She Was a Woman, es un tema muy acompasado que devuelve el blues en su máxima esencia a la obra. Hit By the 103, otro tema funk, cantado por Dave que definitivamente muestra ese otro buen contexto de la banda. Loving You, un tema de J.B. Hutto con un difícil ritmo, que destaca el piano y la guitarra slide.


Dave Weld & The Imperial Flames – Don’t Ever Change Your Ways