Joe Bonamassa: Blues of Desperation

Joe Bonamassa, el guitarrista y cantante de blues-rock neoyorquino, este 8 de mayo de 2016 ha cumplido 39 años de edad. Está considerado como uno de los músicos más prolíficos de la historia, con más de treinta discos y DVD´s editados en 16 años. Blues of Desperation, su nuevo cd, es su décimo segundo disco de estudio publicado hasta hoy en día.

La cosecha de su material discográfico grabado en estudio inició con A New Day Yesterday (2000); para después despacharse con la cuchara grande con casi un disco por año. So, It’s Like That (2002); Blues Deluxe (2003); Had to Cry Today (2004); You & Me (2006); Sloe Gin (2007); The Ballad of John Henry (2009); Black Rock (2010); Dust Bowl (2011); Driving Towards the Daylight (2012); Different Shades of Blue (2014); hasta llegar al nuevo en cuestión, Blues of Desperation (2016).

El disco con 11 canciones originales fue compuesto y grabado en Nashville utilizando una alineación base un tanto peculiar con dos baterías, bajo y guitarra, además de complementarla con otros músicos de gran nivel. Anton Fig y Greg Morrow – baterías; Michael Rhodes – bajo, Reese Wynans – teclados; Lee Thornburg, Paulie Cerra y Mark Douthit – metales; Mahalia Barnes, Jade McRae y Juanita Tippins – coros.

Joe confiesa, que la realización del disco fue sumamente divertida, en ella se consiguió un sonido enérgico y preciso; comenta: “Quiero que la gente escuche mi evolución como músico de blues-rock. Soy una persona que duerme con el sentimiento del deber cumplido y trato siempre de empujar hacia adelante y en cómo la música puede evolucionar y mantener su relevancia”.

Joe Bonamassa – Blues Of Desperation Official EPK

 

El set list es: 1. This Train. 2. Mountain Climbing. 3. Drive. 4. No Good Place For The Lonely. 5. Blues Of Desperation.

  1. The Valley Runs Low. 7. You Left Me Nothin’ But The Bill And The Blues. 8. Distant Lonesome Train. 9. How Deep This River Runs. 10. Livin’ Easy. 11. What I’ve Known For A Very Long Time.

This Train. Cada tema contiene un cierto grado de blues, pero sobre todo hard rock. El inicio es sumamente enérgico, poderoso y eficaz. De inmediato el sonido característico de Joe se apropia de la obra, el slide se desliza impaciente por su ardiente guitarra, buscando la aceptación total en su propuesta musical. Este tren, circula a velocidades a todas luces prohibitivas para una ciudad como la nuestra. El piano acompaña fielmente a la vorágine del ritmo producido por las baterías y el bajo. Los coros fememinos aparecen como bajados del firmamento para hacer más espectacular el paso de esa máquina desbocada. Los obligados y el requinto le dan el toque final y fino a la canción.

Mountain Climbing. ¡Wow! Una de las piezas de rock duro más extraordinaria que he escuchado en los últimos tiempos. Difícil describir en su totalidad. Apenas me recuperaba del transitar del tren y ahora a subir la montaña. Un ritmo en las baterías excepcional que atrapa. Un bajo increíblemente bien ejecutado. Unos riffs de guitarra, incluyendo el solo, sin desperdicio. La voz y coros se complementan de lo lindo. Francamente, una canción que vale por sí misma, para adquirir el álbum.

 

Joe Bonamassa – Mountain Climbing – OFFICIAL Music Video

 

Drive. Después de la seductora tempestad, viene la calma. Pero se trata de una tranquilidad absolutamente disfrutable. Un tema con tintes de bosanova, pero sin dejar atrás la esencia del rock-blues. Una guitarra rítmica acústica, marca el paso de la canción, las dos baterías se brindan sin traspiés. El requinto va con una sencillez impar. Los coros circulan en el ambiente.

 

Joe Bonamassa – Drive (Official Video)

 

No Good Place For The Lonely. El blues lento que domina Bonamassa con excelsitud es el que aquí se presenta. No solamente presenta el tema como tal, sino que va dando el espacio para el lucimiento de todos y cada uno de los músicos que lo acompañan. Un arreglo sublime de cuerdas acompaña a la banda. Un poquito después de la mitad, un cambio de ritmo marca el inicio de un extenso y memorable solo de guitarra.

Blues Of Desperation. Un bajo sintetizado da la pauta al tema que da título al álbum. El hard-rock blues característico de la banda está de regreso. Algunos recursos sonoros de los sintetizadores atacan el ambiente de la rola, enmarcando el trabajo de las guitarras. Y por supuesto, la también destacada participación de las baterías y percusiones.

The Valley Runs Low. Tiempo para una pieza country-rock-blues. Con un sonido suave y muy diferente a los temas del disco en general. Le da un respiro y aire de variedad al mismo. Acertada inclusión, con un giro a lo acústico al puro estilo de Eagles.

You Left Me Nothin’ But The Bill And The Blues. Ahora va un ligero paseo por el rock and roll, o mejor dicho por el rhythm & blues que dio pauta a dicho género universal. “No me dejaste nada, nena, como lo hizo la ley y el blues”. ¡¡¡Oh Yeah!!!

 07_carta_2

Distant Lonesome Train. Los ritmos de las baterías crean el beat perfecto para simular el paso de ese ‘tren distante y solitario’, es un gran tema de hard rock-blues fundamental, con una interpretación espectacular. El solo de guitarra va y viene por los canales izquierdo-derecho del equipo de sonido, haciéndola más excelsa. Potente canción con un encanto muy especial.

How Deep This River Runs. A ritmo pausado corre este río y esta melodía. Tal vez la única pieza un poco floja en el arreglo en la cuestión vocal por Joe. Sin embargo, en su segunda parte el río corre a otro ritmo y la guitarra grita de desesperación. Vaya mucho mejor el tema en su parte instrumental, llegando a un clímax. Para rgresar al ritmo lento del inicio y terminar nuevamente muy arriba con el apoyo de los coros.

Livin’ Easy. Esta canción tiene un sonido jazz. Principalmente en el piano a lo largo y ancho de la pieza. La voz 100% blueseada de Joe con la música de jazz lento es una gran combinación. El solo de guitarra acústica es muy bueno y aquí va con un apoyo interesante en el fondo por parte del sax. Para escuchar al final de una noche llena de energía y baile en la pista.

What I’ve Known For A Very Long Time. No podía faltar un blues lento con el ingrediente mágico del requinto de Joe, al fondo los metales y el órgano adornan inigualablemente el arreglo básico. Gran final para una obra que seguramente dará mucho de que hablar, obteniendo algunos buenos premios, más que solo el reconocimiento y la buena aceptación de los fans y de los amantes del blues.

 

Fuente: http://jbonamassa.com/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *