Ayer te di por perdido

Ayer te di por perdido, intento de Don Juan.

Me reinventé un mundo para ti, y tus ojos no lo vieron.

Tus oídos estaban bloqueados, y tus sentidos distorsionados.

Ayer te di por perdido, no quiero seguir al lado de un picaflor.

Estás acostumbrado a que te rueguen, a que te pongan todo en la mesa.

De eso tú no tienes la culpa, la tienen las mujeres que se te ofrecen por una migaja de amor.

Te ofrecí mi cariño y lo cuestionabas, te ofrecí mi amor y mal lo tomabas.

Te ofrecí mis palabras y las mal interpretabas, te ofrecí mi vida entera y sólo me usabas.

Hoy, ya no te ofrezco nada, porque no soy la mártir de esas novelas falsas de amor.

Te amo, pero ya no entras en mi vida.

Quizá siempre te amaré, me llevo esa satisfacción.

De que yo sí pueda sentir, cómo vibra mi corazón.

En cambio, tú, me deberías envidiar pues no sabes lo que es amar.

Quizá tú si tengas algo para mí, lo de siempre una reclamación.

Te deseo, sí, te deseo que se te quite lo amargado, lo picaflor y lo descarado.

Te di todo, y tú me diste menos de lo que tenias, qué ironía de la vida.

Yo tengo mi pluma que escribe conmigo sin control,

y tú, no tienes ni pluma ni una historia de amor pura y sincera.

Y lo peor, ya no me tienes a mí…

eso el día que me valores para ti va a ser lo peor.

¡Ya no tenerme!

 

 

Música de fondo: Mellow-D por Elvin Bishop

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *