Tipos de armónica, segunda parte

Las armónicas diatónicas y cromáticas reciben su nombre por el tipo de escala que tienen. En ambos casos hay diferentes tipos de cada una.

Armónica diatónica

Se llama así porque tiene las notas de una escala diatónica. Es el tipo de armónica más conocido y más vendido. En el artículo sobre la historia de la armónica, hablo sobre cómo fue su desarrollo y cómo fue que se hizo tan popular siendo el blues uno de los factores que influyó en su popularidad, razón por la cual a la armónica diatónica también se le conoce con el nombre de armónica bluesera o de blues. Otro nombre que se usa para referirse a esta armónica es simplemente, armónica de 10 celdas.

Historia de la armónica: http://www.culturablues.com/2018/07/la-armonica-diatonica-una-breve-historia/

Esta armónica fue concebida en la segunda década del siglo XIX, fue el resultado de varios prototipos de diversos artesanos, inventores, relojeros y constructores de órganos, de Centroeuropa, Escandinavia, Reino Unido, Viena y Estados Unidos.

Todos ellos desarrollaron diferentes prototipos de armónicas, los cuales sólo se tocaban soplando, hasta que finalmente un fabricante de instrumentos de Bohemia, República Checa, de apellido Richter, concibe y diseña una armónica que se tocaría también aspirando a través de ella. Richter también fue quien eligió las notas para esta nueva armónica las cuales son las de la escala diatónica; también definió la forma de distribuir o acomodar las notas a lo largo de la armónica y que fuera de 10 celdas o agujeros y veinte lengüetas, con placas separadas de soplar y aspirar montadas a cada lado de un peine de cedro. La afinación de Richter utilizando una escala diatónica, se convirtió en la configuración estándar y es el diseño como la conocemos hoy en día.

Escala diatónica

Se conforma sólo de 7 notas de las 12 que existen. Y surge de tocar solamente las 7 notas naturales que son las notas de las teclas blancas de un piano: DO, RE, MI, FA, SOL, LA, SI.  De ahí surge un patrón de tonos y semitonos de la escala diatónica definido por la distancia que hay entre una nota y otra de esta escala. La escala diatónica no sólo se puede tocar con notas naturales, se puede tocar empezando en cualquiera de las 12 notas que existen y a partir de ahí se debe seguir el patrón que tiene esta escala para saber las demás notas dependiendo de en qué nota se empiece. Una octava tiene 8 notas y está conformada de las 7 notas de la escala diatónica más la siguiente nota que va a ser la primera, pero más aguda.

Como vimos al principio, la armónica diatónica se llama así porque tiene las notas de la escala diatónica, por lo tanto, una armónica diatónica afinada en Do va a tener las notas de la escala diatónica de Do.

En la siguiente imagen se muestran las notas a lo largo de una armónica diatónica en Do:

 

La armónica diatónica de 10 celdas tiene 3 octavas conformadas de la siguiente manera:

– 1ª octava: de la celda 1 soplada a la celda 4 soplada. Es la más grave.

– 2ª octava: de la celda 4 soplada a la celda 7 soplada.

– 3ª octava: de la celda 7 soplada a la celda 10 soplada. Es la más aguda.

 

Como puede verse en la imagen, en la primera octava sólo hay 5 notas: Do, Re, Mi, Sol y Si; faltan Fa y La. La octava de en medio es la única que tiene las 7 notas de la escala diatónica. La tercera octava tiene 6 notas, le falta la nota Si. Existen armónicas diatónicas afinadas en las 12 tonalidades, pero los tonos más usuales para el blues son G, A, Bb, C y D (Sol, La, Sib, Do y Re). La nota que define la tonalidad de la armónica es la de la celda 1 soplada. En el sistema universal, las notas se representan por las primeras 7 letras del abecedario: A= La, B = Si, C =Do, D = Re, E = Mi, F = Fa, G = Sol. 

En la siguiente imagen están las notas de cada armónica diatónica afinada en cada una de las 12 tonalidades:

Las siguientes imágenes son de varias marcas y modelos de armónicas diatónicas de 10 celdas.

Todas estas imágenes son del diseño de tamaño estándar de armónicas diatónicas de 10 celdas, pero hay 2 modelos más pequeños de armónicas diatónicas de 10 celdas fabricados por Hohner que son la Piccolo y la Puck. Las celdas son más pequeñas.

 

Armónicas diatónicas de más de 10 celdas o canales

Al igual que los otros tipos de armónicas, la armónica diatónica puede tener más o menos de 10 celdas y ser de tamaños distintos. La Marine Band 364 de Hohner. Tiene 12 celdas. Es la que usaba Sony Boy Williamson II en Bye Bye Bird. La Marine Band 365 de Hohner. Tiene 14 celdas. Estas 2 armónicas no tienen rotulados los números de cada canal que normalmente traen la mayoría de las armónicas, por lo que diferenciar entre una y otra a primera vista puede ser confuso. Lucky 13 de la marca Brendan Power.

Armónicas diatónicas de menos de 10 celdas o canales

Como la Big Six de la marca Seydel. Tiene 6 celdas, solamente tiene 2 octavas. Vienen en las 12 tonalidades.

Armónicas de 4 celdas

Más que un instrumento es un adorno, porque su fabricación es muy sencilla y cuesta mucho trabajo hacerlas sonar y además el tamaño de los canales es muy pequeño, lo que dificulta aún más poderlas tocar. Pero hay algunos modelos como las que se muestran en la siguiente imagen con un diseño de una armónica profesional donde soplar y aspirar no cuesta trabajo, el problema es que son demasiado pequeñas para tocarlas en forma.

Armónicas diatónicas mini: marca Hohner modelo Little Lady; marca Seydel, marca Suzuki y marca Tombo de 4 canales (las 2 primeras hechas en Alemania y las 2 últimas en Japón).

 

Armónicas Diatónicas Low y High

Hay otro tipo de armónicas diatónicas que son más graves que se denominan Low y más agudas que se denominan High. El rango de las armónicas Low puede ser de hasta 2 octavas más grave que una diatónica normal. Si sólo es una octava más grave, se le antepone la letra “L”. Si es de 2 octavas más grave se ponen dos “L”, o sea, “LL”

Todas estas armónicas Low y las que tienen más de 10 celdas o menos, siguen siendo armónicas diatónicas porque tienen las notas de una escala diatónica con más o menos octavas. Pero definitivamente de todos los tipos de diatónicas, la armónica diatónica de 10 celdas es la más conocida, la más usual y la más utilizada.

Este es un artículo sobre algunos tipos de armónicas: https://medium.com/collectors-weekly/how-a-gang-of-harmonica-geeks-saved-the-soul-of-the-blues-harp-46a7c93f062

La escala cromática

Recordemos que esta escala cromática contiene todas las notas de nuestro sistema musical (sistema musical occidental) y que en total son 12. El mejor ejemplo para comprender esta escala es con un piano. Al ir tocando tecla por tecla sin saltarse ninguna, vemos que hay 12 notas y después volvemos a encontrarnos con otro Do y sus siguientes notas que se repiten las cuales van a sonando más agudo en cada octava subsecuente. Esa es la escala cromática: tocar todas las notas sin saltarse ninguna. En el caso de la escala cromática, la distancia entre cada nota siempre es de medio tono, pero en el caso de cualquier otra escala, la distancia entre cada nota es distinta.

 

El semitono o el medio tono

La distancia mínima que hay entre 2 notas es un medio tono o un semitono y que es justamente la distancia que hay entre una tecla y otra. Por ejemplo, de Do a Do# (o Re bemol) hay un semitono de distancia y no existe una nota intermedia.

Alteraciones y enarmonía

Las alteraciones se usan para modificar la entonación de una nota natural a la cual se le puede agregar o quitar un semitono. La alteración llamada “sostenido” agrega medio tono y se indica poniendo el símbolo de gato (#) delante de la nota, por ejemplo: Do#, y se lee “Do sostenido”. La alteración llamada “bemol” hace justamente lo contrario, le quita medio tono a la nota en cuestión y se indica poniendo una “b” delante de la nota, por ejemplo: Reb, y se lee “Re bemol” y que como vemos en el piano, Do# es la misma tecla que Reb, por lo tanto, es el mismo sonido, pero puede tener 2 nombres. Lo mismo sucede con el resto de las teclas negras. A esto se le llama enarmonía.

 

Armónica cromática

Recibe su nombre justamente porque tiene la escala cromática, o sea que tiene todas las notas musicales. Fue inventada en 1882 según patentes de cromáticas muy similares a las actuales. Pero se considera como la “primera cromática moderna”, la Hohner “Chromatic Harmonica” de diez celdas, que salió al mercado en 1910. Y se inventó como respuesta a la falta de notas de la armónica diatónica. Sin embargo, no tuvo mucho éxito si no hasta la década de los 30’s.

En una armónica diatónica se producen 2 notas por cada celda: una nota al soplar y otra nota al aspirar. En el caso de la armónica cromática se pueden producir 4 notas por cada celda: 2 notas distintas al soplar y 2 notas al aspirar. Pero sólo se produce o se toca una nota a la vez y para cambiar de nota soplando o aspirando en una celda, se presiona un botón en el lado derecho de la armónica que activa una barra deslizante la cual redirige el aire y ello hace que cambie la nota que se está tocando. En estas armónicas también varía el número de celdas y su tamaño. Pueden ser de 8, 10, 12, 14 o 16 celdas.

Conclusión

Podría pensarse que la armónica diatónica es un instrumento limitado porque sólo tiene 7 notas y 3 octavas, y además en la 1ª y 3ª octava ni siquiera tiene las 7 notas de la escala diatónica; sin embargo, se ha convertido en instrumento muy versátil y su forma de tocar está en constante evolución y ello ha permitido desarrollar varias técnicas.

Entre las que destaca el bending y el overbending, con las que es posible poder tocar las 12 notas a lo largo de toda la armónica y con ello la armónica diatónica se convierte en un instrumento cromático. Pero esta técnica debe verse como un recurso más para ampliar las posibilidades sonoras y melódicas del instrumento que como un instrumento cromático.

El blues, el rock, el folk y el country son los estilos que más se han tocado con esta armónica, pero prácticamente se puede tocar cualquier estilo musical con una armónica diatónica.

La armónica cromática también se utiliza para el blues, aunque en menor medida. Esta armónica tiene un sonido más dulce y los estilos que suelen tocarse son el jazz, el tango y la música clásica, pero al igual que la diatónica, se puede tocar prácticamente cualquier estilo.

A pesar de compartir algunas similitudes en su ejecución, cada una tiene su grado de complejidad en su ejecución y además el sonido y el timbre de cada una es muy característico. Las técnicas para tocar son muy similares pero ciertas técnicas de la diatónica no se pueden hacer en la cromática y también está el hecho de que la disposición de las notas varía un poco, pero sobre todo para cambiar de tono en una celda, se hace de manera distinta en una y otra.

En una armónica diatónica para cambiar el tono o la afinación de una nota, se hace mediante los bends y overbends, técnicas en las que todo sucede en el interior de nuestra boca y requiere de muchísima práctica para su dominio; mientras que en el caso de la armónica cromática, se hace únicamente presionando el botón del costado derecho; por lo que dada la relativa sencillez para cambiar la nota, pudiera parecer que las cromáticas son más fácil de tocar que las diatónicas pero en realidad son 2 instrumentos con técnicas propias de ejecución.

Aunque hay otros tipos de armónica que tienen escalas diatónicas y cromáticas, su nombre se les dio por la función que hacen, como por ejemplo las armónicas de bajos tienen una escala cromática pero dado que su función es muy específica, su nombre se le dio justamente por la función que realiza de hacer bajos. Lo mismo sucede con las armónicas trémolo, las cuales tienen una escala diatónica, pero dado su sonido peculiar, a ello se debió su nombre de “trémolo”. Hablando estrictamente, las armónicas cromáticas como tal, son las que tienen una palanca en el extremo derecho.

Hasta aquí la segunda parte del artículo sobre tipos de armónica. En el siguiente y último artículo de tipos de armónica, hablaré de armónicas que tienen otras escalas, siguen teniendo el mismo diseño y forma de una armónica diatónica, pero las notas en cada celda varían considerablemente. Son armónicas con escalas menores. Y también hablaré de una armónica con escala diatónica pero que no tiene la disposición de notas de Richter.

Continuará…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *