Los bajistas, el poder del Blues

Retomando la frase célebre del gran Willie Dixon “I´m the Blues” me hace pensar, no en esa parte de genialidad que lo convirtió en el más grande compositor en la historia del Blues, sino en esa parte que como músico inyectaba con su bajo a las canciones que interpretaba, literalmente él era el Blues. La base musical en una banda de Blues es imprescindible, es el todo, requiere de un bajo potente, pero a la vez rítmico y mesurado, que se deje llevar por el sentimiento y no por la aburrida técnica. Muchos bajistas han desfilado en la historia del Blues, cuatro de los más importantes son sin duda Willie Dixon, Dave Myers, Calvin Jones y Bob Stroger.

Willie Dixon       

La carrera musical de Dixon comenzó en 1936, actuando con los Five Breezes, los Four Jumps of Jive y el famoso Big Three Trio, grabando discos con todos. El Big Three Trio se caracterizó por haber llevado la armonía cantando al Blues. El verdadero despegue de Dixon fue a su llegada a Chess Records donde se le permitió desarrollarse como artista de grabación, músico de sesión, compositor interno y músico del personal a partir de 1951.

Como músico tocó el bajo en la mayoría de los primeros discos de Chuck Berry, y a finales de los cincuenta trabajó con artistas en el sello Crosstown Cobra, para en ese entonces, bluesmen incipientes como Otis Rush, Buddy Guy y Magic Sam, creando el sonido conocido como “West Side Sound”.

En su paso por Chess Records grabó una serie de álbumes a dúo con Memphis Slim en los sellos Folkways, Verve y Battles. Su primer álbum “Willie´s Blues”, fue grabado con Memphis Slim en 1959. Durante la década de los sesentas, Dixon formaría parte de los American Folk Blues Festival, un festival itinerante de Blues que giró por varios países europeos con las mayores estrellas del género.

Willie Dixon – The Big Three Trio (Full Album, 1947-1952)

En 1969 formó un grupo llamado Chicago Blues All-Stars, un dream team del Chicago Blues encabezado por Johnny Shines en la voz y guitarra, Sunnyland Slim en el piano, Walter Horton en la armónica, Clifton James en la batería y Dixon en el bajo y voces. Apareció en más grabaciones con Memphis Slim antes de lanzar su primer álbum como solista “I´m the Blues” en 1970. Los álbumes le siguieron a intervalos más regulares en los años siguientes que culminó con el lanzamiento en 1988 de “Hidden Charms” con el que ganó un Grammy por mejor grabación de Blues Tradicional.


Dave Myers

De niño, creció escuchando a Lonnie Johnson, un pionero del Blues que vivía en el sótano de la casa de la familia Myers. Junto a su hermano Louis en la guitarra, Fred Bellow en la batería y Junior Wells en la armónica y en la voz, Dave formó el primer grupo de blues eléctrico al que llamaron The Aces.

Con gran influencia del jazz, The Aces perfeccionó el enfoque urbano y sotisficado de interpretar el blues, con ritmos sutiles y percusivos del bajo de Dave que le valieron el apodo de “Thumper”. Dave Myers fue el primer músico de blues en adaptar el bajo eléctrico. Se convirtió en músico de sesión de Chicago a lo largo de la década de los cincuenta, apareciendo en las sesiones de todos los músicos de blues de la época, desde Otis Rush hasta Earl Hooker, pasando por grandes bluesman como JB Hutto, Roosevelt Sykes, Buddy Guy, Otis Spann, y Robert Lockwood Jr entre otros.

Tras la salida de Junior Wells de The Aces, los hermanos Myers junto a Fred Below conforman la banda respaldo de Little Walter a la que llamaron Jukes. En 1970, los hermanos Myers y Below se reunieron bajo el nombre de Aces en 1970 para recorrer Europa antes de volver a tomar caminos separados. Más tarde, Dave formó los New Aces con el líder de Fabulous Thunderbirds, Kim Wilson, el guitarrista Robert Jr. Lockwood (el reemplazo de Louis en el Jukes), y el baterista Kenny Smith.

The Aces – Kings of Chicago Blues

En 1998, Dave Myers finalmente encabezó su primer esfuerzo en solitario, el lanzamiento del sello Black Top, You Can’t Do That. A pesar de la amputación de una pierna en el año 2000 debido a complicaciones de la diabetes, Myers todavía se desempeñó regularmente en los meses siguientes, haciendo su aparición pública final en febrero de 2001.


Calvin Jones

Calvin «Fuzz» Jones nació en Greenwood, Mississippi, y se crió en una granja cerca de Inverness, Mississippi.

En su infancia aprendió a tocar el violín y el bajo acústico, y luego se cambió al bajo eléctrico, que se convirtió en el instrumento de su elección. En sus inicios trabajó con Howlin’ Wolf, Little Walter y Elmore James. Se unió a la banda de apoyo de Muddy Waters en 1970 y tocó con el grupo hasta 1980. Tocó en los álbumes They Call Me Muddy Waters (1971), Muddy «Mississippi» Waters Live (1979), y King Bee (1981).

Después de la muerte del líder, se unió al baterista de Waters, Willie ‘Big Eyes’ Smith, en la Legendary Blues Band. Con este grupo, Jones también contribuyó con la voz. En la película de 1980 The Blues Brothers, Jones apareció como el bajista en la banda de blues en Maxwell Street, Chicago, fuera del Soul Food Cafe. El mismo año, Jones y otros del grupo de apoyo de Muddy Waters formaron la Legendary Blues Band, que grabó siete álbumes con Jones tocando el bajo y ocasionalmente proporcionando voces, hasta que el grupo se separó, en 1993.

Jones grabó con Mississippi Heat, presentándose en su álbum debut, Straight from the Heart (1993). Tocó la guitarra y fue el cantante principal en una canción, «Ruby Mae». La canción fue escrita por el miembro de la banda Billy Flynn para la esposa de Jones, Ruby Mae Jones. Jones se presentó en el Long Beach Blues Festival ese año. Fue miembro de la Howlin’ Wolf Tribute Band. Con esta banda se le puede escuchar en A Salute To The Chicago Blues Masters de Telarc Records, lanzado en el 2000.

Ronnie Earl, Pinetop Perkins, Calvin «Fuzz» Jones», Willie «Big Eyes» Smith – Yonders Wall

Otra banda de blues con la que Jones tocó fue Jelly Roll All-Stars, con Arthur Williams (voz/armónica), Bob Lohr (piano), Jesse Hoggard (guitarra) y Sam Carr (batería). Jones tocó con otros músicos de jazz y de blues, incluida Cassandra Wilson, en su versión de 2002 de ‘Vietnam Blues’ de JB Lenoir. Se hizo conocido por su «fuerte bajo eléctrico, su presencia en el escenario, su canto de blues profundo y la risa y sonrisa amistosa que tenía para todos».

En años posteriores, Jones vivió en Senatobia, Mississippi. Murió en Southaven, Mississippi, por complicaciones del cáncer de pulmón y un ataque cardíaco, en agosto de 2010, a los 84 años.


Bob Stroger

Bob Stroger vivía en la parte trasera de un club nocturno de blues llamado CBO, donde tocaban las bandas de Howlin’ Wolf y Muddy Waters. Su primera banda se llamó Red Tops, un proyecto familiar con su primo Ralph Ramey en la armónica y su hermano John Stroger en la batería. En esa época los bajos Fender no eran muy conocidos, por lo que comenzó tocando el contrabajo, pero era demasiado grande para andar llevándolo de un lado por lo que optó por tocar un bajo casero, una especie de guitarra-bajo, inventado por Elmore James y Homesick James a partir de un listón de madera.

Su referencia principal para adquirir un bajo eléctrico fue Dave Myers, sin embargo, su influencia principal provino de Bobby Anderson y Calvin Jones, que tocaba con Muddy Waters, ellos fueron sus mentores. Luego intentó tocar algo de jazz de vez en cuando, y empezó a escuchar a gente como James Green o Reggie Boyd, de ahí su estilo de tocar Delta Blues metiendo alguna línea de jazz. Posteriormente forma la Joe Russell Blues Band, conformada por él, Willie Kent, Willie Hudson y su hermano. Tocaban blues, pero le aburrió un poco. Él quería mejorar, por lo que intentó tocar jazz, y se unió a la banda de Rufus Foreman, pero económicamente no les iba bien hasta que apareció Eddie King quien con su guitarra revitalizó la banda.

Con esa banda Calvin Jones duró quince años, sus primeras grabaciones fueron “Lonely man” y “Hey Mr DJ”. La banda se separa y no es hasta que Jesse Green va a buscar a Jones diciendo que Otis Rush necesitaba un bajista que se fuera a tocar con él, siendo el primero que lo llevó a Europa, a Francia concretamente. En una entrevista para Eugenio Moirón para La Taberna del Blues en 2008, Bob Stroger comenta lo siguiente: “…Ha grabado muchos trabajos con algunos de los mejores bateristas, como Odie Payne, Robert Covington, Sam Lay, Willie “Big Eyes” Smith… Esas secciones rítmicas, con usted al bajo, eran todas increíbles, pero ¿con qué baterista se encuentra más cómodo tocando?

Pues mira, me encuentro bien con todos ellos, porque cada uno tiene su estilo, y eso es lo que me hace disfrutar. Tocar con tipos distintos, es distinto en sí mismo y te exige diferentes enfoques rítmicos. Me encanta tocar con Kenny, me encanta tocar con Willie, con Sam Lay… todos me dan una forma distinta de tocar, y así cuando toco con cada uno de ellos, toco de forma diferente. De todas formas, diría que el baterista que más me enseñó, que me enseñó la filosofía de lo que es llevar una banda, de que los guitarristas son los líderes, pero la sección rítmica es la que hace caminar a la banda, fue Odie Payne, él me enseñó cómo hacerlo.

La batería y el bajo son los que llevan a la banda, pueden hacer que suba, que baje… Nosotros controlamos lo que pasa delante. Con Odie hicimos lo del American Folk Blues Festival, y yo creo que con él fue con quien más aprendí, tanto de cómo tocar, como de tocar con gente distinta. Así que sí, me encanta tocar con todos ellos, pero del que más aprendí fue de Odie Payne…”

Bob Stroger – Blind Man Blues

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *