SISSY MAN BLUES 2a parte

No siempre las fiestas a las que acudía Bessie Smith eran buffet flats salvajes, con todo tipo de drogas y espectáculos sexuales. Normalmente, las fiestas que se celebraban en Harlem eran las llamadas rent parties3, en las que corría el alcohol y no faltaba la música:

Rent party: fiesta que se celebraba en un domicilio con el objetivo de conseguir dinero para pagar el alquiler del piso, de ahí el nombre. La entrada a estas fiestas podía ser previo pago de una entrada o gratuita, en cuyo caso, el dinero se obtenía de la venta de bebidas alcohólicas, prohibidas por aquel entonces en los EEUU.

Pigfoot: canuto, porro (reefer).

Gimme a Pigfoot, de Bessie Smith (1933)

Up in Harlem every Saturday night
When the highbrows get together it’s just so right
They all congregate at an all night hop
And what they do is Oo Bop Bee Dap
Oh Hannah Brown from way cross town
Gets full of coin and starts breaking ‘em down
And at the break of day
You can hear ol’ Hannah say
‘Gimme a pigfoot and a bottle of beer.
Send me again. I don’t care. I feel just like I wanna clown.
Give the piano player a drink because he’s bringing me down!
He’s gotta rhyme, yeah!
When he stomps his feet.
He sends me right off to sleep.
Check all your razors and your guns.
We gonna be arrested when the wagon comes.
I wanna pigfoot and a bottle of beer.
Send me cause I don’t care.
Blame me cause I don’t care.
Gimme a pigfoot and a bottle of beer.
Send me again, I don’t care.
I feel just like I wanna clown.
Give the piano player a drink because he’s bringing me down.
He’s got rhyme, Yeah, when he stomps his feet.
He sends me right off to sleep.
Check all your razors and your guns.
Do the Shim-Sham Shimmy ‘til the rising sun.
Give me a reefer and a gang of gin.
Play me cause I’m in my sin.
Blame me cause I’m full of gin.

En estas fiestas tanto gays como lesbianas estaban perfectamente integrados y participaban de la jarana y baile hasta el amanecer como el resto de los asistentes. Sin embargo, a veces se producían altercados por culpa de los celos, unas veces entre parejas heterosexuales y otras veces, como la narrada a continuación en un periódico de 1926, entre lesbianas:
One of these rent parties a few weeks ago was the scene of a tragic crime in which one jealous woman cut the throat of another, because the two were rivals for the affections of a third woman. The whole situation was on a par with the recent Broadway play [about lesbianism, The Captive], imported from Paris, although the underworld tragedy took place in this locality. In the meantime, the combination of bad gin, jealous women, a carving knife, and a rent party is dangerous to the health of all concerned.

[“Una de estas rent parties, hace unas pocas semanas, fue el escenario de un trágico crimen en el que una mujer celosa le cortó la garganta a otra, debido a que ambas eran rivales de las atenciones de una tercera mujer. Esta situación se ha dado a la par que la reciente obra estrenada en Broadway (sobre lesbianismo, El Cautivo), importada de París, aunque la tragedia se ha dado en los barrios bajos de esta localidad. La combinación de mala ginebra, mujeres celosas, un cuchillo de carnicero, y una rent party es peligrosa para la salud de todos los interesados.”]

35-Experiencia1Ejemplo de tarjetas de invitación a rent parties

Otro tipo de locales clandestinos eran los speakeasies, que al ser mucho más públicos y reconocidos, obligaban a los clientes homosexuales a ocultar su orientación sexual con el fin de no ofender a los clientes decentes. Esta situación se daba principalmente en los locales sólo para blancos (entrada sólo de blancos aunque los espectáculos musicales los llevaban músicos y artistas afroamericanos), como el Cotton Club o el Stork Club, pues su clientela incluía a personajes públicos de las altas esferas que estaban siempre bajo la atenta mirada de los fotógrafos de los periódicos y magazines sociales.

Speakeasy: local clandestino donde se servía alcohol. Según una publicación de 1889 del periódico Cheney Sentinel de Washington, los locales sin licencia recibían este nombre en Pensilvania debido a que los clientes tenían que hablar bajo (speak easy) para no levantar la atención de los vecinos y policías.

35-Experiencia2Cab Calloway dirige la banda en la Celebración del Año Nuevo de 1937 en el Cotton Club

En los speakeasies del Harlem open (abiertos), es decir, que no tenían portero y dejaban entrar a cualquier persona, el ambiente era mucho más relajado, siendo habitual que jóvenes gays fuesen a estos locales en busca de una pareja para esa noche. Uno de los locales orientados al ambiente gay más famosos era el Hot Cha donde actuaba el cantante Jimmie Daniels, acompañado al piano por Garland Wilson, hasta que aquel dejó el club para conocer la escena europea en Monte Carlo y Londres.

35-Experiencia3Mapa de los clubes nocturnos de Harlem, 1932

O el Clam House, cuya atracción principal era la actuación de Gladys Bentley, una mujer enorme, de más de 110 kilogramos de peso, que cantaba y tocaba el piano vestida con un tuxedo y sombrero de copa. El repertorio de Gladys Bentley solía incluir canciones de gran éxito, interpretadas con variaciones subidas de tono de las letras. Era un espectáculo que unía la gran calidad interpretativa de Gladys y un toque de humor picante.

Tuxedo: denominación norteamericana del esmoquin.

A mediados de los años 30, Gladys estuvo al frente de un espectáculo en el Ubangi Club, también en Harlem, cuyas coristas eran un grupo de drag queens. En aquellos años, Langston Hughes, líder del Harlem Renaissance, la definió como “una asombrosa exhibición de energía musical” (an amazing exhibition of musical energy).

Juneteenth Jamboree, de Gladys Bentley (1966)

If you really plan a plate,
Please set aside a date
Grab you duds and come with me
To the Juneteenth Jamboree

Man they really pitch a ball
Lot of wigs, jive and all
Everything is strictly free
At the Juneteenth Jamboree

There’s no shirking, no-one’s working
Everybody’s stopped
Gums are chompin’, corks are poppin’
Doing the Texas hop If you really wanna spree
Chicks galore I guarantee
Grab you duds and come with me T
o the Juneteenth Jamboree …

Harlem Renaissance: movimiento cultural que, durante los años 20 y primeros años 30, supuso la expresión artística de los emigrantes afro-americanos en Harlem a través de la literatura, la pintura y la música. Por este motivo, también fue llamado New Negro Movement.  

35-Experiencia4Detalle del mapa de Harlem y foto de Gladys Bentley (con tuxedo y highhat)

Años después, Gladys se desplazó a California, donde siguió trabajando en clubes de ambiente, como el Mona?s Club 440, donde se la presentaba como “la más grande pianista sepia de América” (America’s Greatest Sepia Piano Player) y la “bomba marrón de sofisticadas canciones” (Brown Bomber of Sophisticated Songs).

Sepia: término eufemístico, al estilo de grabaciones raciales (race records), para referirse a que un músico era negro: sepia Sinatras o ebony Garlands.  

35-Experiencia5
Anuncios del Mona’s Club 440, 1942

Gladys reconocía abiertamente su lesbianismo, no en sus canciones, pero sí en su vida pública, afirmando estar casada con una mujer blanca. Sin embargo, hacia el final de sus días, Gladys cedió ante la presión del macartismo y su caza de brujas contra los homosexuales, comenzó a llevar vestidos de mujer, se casó con un hombre, el periodista J. T. Gibson, quién posteriormente negó que la boda se hubiese llevado a cabo, y aseguró estar curada de su homosexualidad gracias a un tratamiento con hormonas femeninas.

A pesar de esto, Gladys puede considerarse una pionera de la declaración pública de su condición de homosexual.

Algo parecido podría decirse de Gertrude ‘Ma’ Rainey quien, a pesar de estar casada con Will ‘Pa’ Rainey, no escondía su atracción por otras mujeres. Prueba de ello es su detención en Chicago en 1925 cuando la policía, atendiendo a una llamada por exceso de ruido, la encontró en una habitación llena de mujeres desnudas en “situación íntima”. Ma Rainey pasó la noche en prisión acusada de conducta indecente, saliendo a la mañana siguiente gracias a que su amiga y discípula, Bessie Smith, se hizo cargo de la fianza.

Tres años después, Ma Rainey grabó la canción Prove It On Me, una canción que parecía una respuesta a aquella detención…

Continuará…

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *